jueves, 6 de mayo de 2010

Emilio Scotto, un viajero que dio la vuelta al mundo dos veces consecutivas. Viajó la distancia de la Tierra a la Luna ida y vuelta (735.000 km). Visitó 279 países, islas, atolones y territorios de ultramar, en los 6 continentes

ENTREVISTA EXCLUSIVA
Emilio Scotto: “El niño que cambió su destino”. Un ejemplo de vida y una historia increíble...

Una historia de vida entretenida, educacional y motivacional.  Uno de los viajeros mas grande de la humanidad. Emilio dio dos veces la vuelta al mundo en forma consecutiva, consiguiendo el récord mundial del libro Guinness como "El viaje en motocicleta más largo alrededor del mundo".
Desde Argentina, Emilio recorrió 735.000 kilómetros en 10 años (1985-1995) con la “Princesa Negra”, su moto Honda Gold Wing 1100.
A los ocho años Emilio Scotto le dijo a su madre “Mañana me voy a dar la vuelta al mundo”. Ella sonrió y respondió “Mañana vas a la escuela, no a dar la vuelta al mundo”. Pero a partir de ese día el niño estaba decidido a recorrer el planeta. A observar y estudiar otras civilizaciones. Y aunque todos le decían que lo olvidara, el atesoraba la seguridad de que algún día convertiría su sueño en realidad.
Sus padres se separaron cuando tenía 4 años. A medida que fue creciendo las constantes revueltas políticas y económicas de su Argentina natal, lo alejaban más y más de su meta y de lograr algún objetivo. A los 15 años tuvo que abandonar los estudios y salir a trabajar como cadete de limpieza primero, y repartidor de alimentos luego. Cuando podía Scotto pasaba horas mirando los barcos partir en el puerto, al cual estaba prohibido entrar, controlado por los militares que gobernaban su país. Emilio insistía, “un día, voy a dar la vuelta al mundo”.
Hacia fines de 1984, Emilio Scotto -en ese momento de 30 años- encontró el coraje para responder a su llamado del alma. En contra de todo lo que le aconsejaban, dejó su empleo como visitador médico, se subió a su moto Honda Gold Wing 1100 y con sólo 300 USD partió. No tenía patrocinadores ni experiencia. No tenía ropa de moto, ni mapas, ni guías de viaje, ni tarjetas de crédito ni cuenta bancaria. No había internet, ni Google, ni tenía laptop o teléfono celular. Jamás había ido a ningún lugar, pero estaba embargado de una firme fe de que esta decisión audaz, algún día transformaría al Emilio Scotto que era, en el Emilio Scotto que quería ser. Habría de lograr un cambio en su futuro; lo que nunca imaginó fue la profundidad de ese cambio, y el renombre que eso le trajo.

Emilio Scotto dio la vuelta al mundo dos veces consecutivas, una en el sentido de las agujas del reloj y otra en sentido contrario. Viajó la distancia de la Tierra a la luna ida y vuelta (735.000 km). Visitó 279 países, islas, atolones y territorios de ultramar, en los 6 continentes. El respetado periódico London Times publicó en una de sus editoriales… “los viajes alrededor del mundo hay que considerarlos hasta, y desde Emilio Scotto".
A lo largo del camino la moto de Emilio utilizó el motor original y uno de recambio, 9 asientos, 12 baterías, 700 litros de aceite, 42.000 litros de gasolina y 86 neumáticos. Scotto llenó 13 pasaportes de 64 páginas cada uno, aprendió 5 idiomas, y fue a prisión 6 veces: fue arrestado en los EE.UU. bajo sospecha de ser traficante de drogas. Arrestado por haber ido a matar al presidente de Liberia; de ser un agente del líder libio de Muamar Gadafi en Chad; de ser espía ruandés en Burundi; de ser espía para Burundi en Ruanda; y de llevar documentos y pasaporte falso en Zimbabwe. Se topó con caníbales en Sierra Leona. Convivió con los buscadores de oro en el Amazonas, se enfermó de Leichmaniasis en Brasil, intoxicación agravada con bolo fecal en Guatemala, Malaria en las selvas del Congo, y una enfermedad desconocida en Papúa Nueva Guinea. Lo atrapó la guerra civil en Nicaragua y en El Salvador, la guerra de Liberia en África del Oeste, y la interminable guerra de Somalia en el cuerno de África. De ahí logró escapar en un carguero. Los piratas cerca estuvieron de secuestrar su barco en el Mar Rojo, donde además casi se hunden en un tifón. Entró a la cerrada China, recorrió las estepas de Mongolia, las selvas de la Conchinchina, y las naciones emergentes de la vieja Unión Soviética, el mismo momento que esta se derrumbaba. Llegó hasta casi el Polo Norte, y fue recibido en la Cuba de Castro.
Foto izquierda: Emilio en China con algunos "problemitas" para interpretar los carteles

Finalmente, el 2 de abril de 1995, Emilio Scotto regresó a su ciudad natal, Buenos Aires, donde fue recibido como un héroe. Había permanecido10 años, 2 meses y 19 días recorriendo el mundo. El entonces presidente de Argentina dijo a su regreso "Historias de tenacidad y coraje como las de Emilio, son el orgullo no sólo de un país, sino del mundo todo".
Si alguien cree en la reencarnación de vidas pasadas, entonces Emilio Scotto es Cristóbal Colón. O Marco Polo. O Fernando de Magallanes.

Y siguiendo la tradición de los grandes exploradores, Emilio Scotto se embarcó en un viaje que nunca antes había sido intentado, sólo que en su caso creía que se enfrentaba a un mundo supuestamente explorado, supuestamente conocido. Lo que halló fue todo lo contrario. Su aventura fue tan impresionante y tan peligrosa como cualquiera que hubieran emprendido aquellos hombres legendarios. Su viaje le concedió una comprensión acabada y precisa de la naturaleza de quién es el hombre y qué es la humanidad en este momento de la historia. No satisfecho con simplemente pasar por un territorio, Emilio se hacía parte de los pueblos que visitaba, literalmente conviviendo con ellos, fueran mercenarios, nómades, pigmeos, soldados, buscadores de oro, refugiados políticos, revolucionarios, sacerdotes o tantos más.

Nacido en un hogar cristiano, logró ser recibido e intercambiar algunas palabras con el Papa Juan Pablo II (foto izquierda), quien bendijo su viaje.
Fue judío en la tierra de Moisés, musulmán en las tierras de Alá, y budista en los caminos de Siddhartha. Pero sobre todo llegó a conocer, a amar y a veces a odiar a los pueblos de la Tierra no por su raza, sus ideas políticas o sus creencias religiosas, sino por sus acciones.

Sobrevivió a la guerra y la desolación, fue testigo de ejecuciones públicas y sacrificios humanos, vivió la pobreza, el desánimo y el lado más oscuro de los hombres. Fue baleado, arrestado y torturado (Liberia). Sobrevivió tomando agua de lluvia acumulada en su ropa, y comió todo tipo de insectos y animales que la mayoría temerían siquiera tocar. Pero también vio bellezas fascinantes, experimentando culturas y pueblos increíbles, gozando de muchísimos momentos radiantes que tiene para ofrecer la humanidad.

Mónica, el inseparable amor de su vida

En el 5to año de viaje, después de tantos kilómetros y aventuras, Emilio comprendió que el amor que buscaba adelante lo había dejado atrás. Extrañaba a su antigua novia: Mónica. Ella vino en busca de él, y él la hizo su esposa en una ceremonia en la India.
Pero Emilio tenía un compromiso con su sueño de la infancia y le llevó otros cinco años completar esa tarea de características homéricas, que incluyó otro segundo viaje consecutivo alrededor del mundo.

En algunos lugares Mónica fue con él, y viajaron juntos utilizando la moto de Emilio como su hogar. Al atravesar situaciones asombrosas, algunas tan peligrosas como otras maravillosas e inspiradoras, Emilio comenzó a ver el mundo a través de los ojos de Mónica. Incluso las Mujeres de los Cuellos Largos, en las junglas de Birmania, hicieron algo que nadie nunca antes había visto: se sentaron debajo de un árbol con Mónica y le entregaron un niño recién nacido, para que lo acunara.

Emilio Scotto es único en su perspectiva del mundo, habiendo vivido en cada país del planeta. Tiene una visión del mundo de fines del Siglo 20 y principio del 21, que puede tanto regocijar como desesperar. Argentino de nacimiento, su viaje lo ha hecho un ciudadano del mundo.


Foto histórica: Buzz Aldrin (Apollo 11) y Emilio Scotto (Black Princess), festejando juntos: “Seré el primero en ir a la luna”, le dijo a su madre Emilio, allá en Buenos Aires. Tenía entonces 7 años. Pero, el 20 de Julio de 1969, el astronauta Buzz Aldrin bajó en la Luna. Muchos años después, en el 2007, el famoso astronauta de la Apollo 11 (foto) escribiría acerca de las 2 vueltas al mundo en moto de Emilio: “Mi amigo Emilio Scotto a realizado uno de los más fantásticos viajes jamás antes intentado por un ser humano, como el mío a la luna.”
Mucha gente ha proclamado ser Rey de la Carretera, pero de acuerdo al libro Guinness de los Records, Emilio Scotto es el único que realmente carga tal distinción.

El mayor viaje en moto de la historia
Desde 1997 hasta la reciente edición del 2010, Scotto es considerado la persona que ha realizado el mayor viaje en moto de la historia. Guinness opina además, que jamás nadie podrá igualar su record.
En el 2000, Emilio Scotto fue incluido en una lista internacional que nomina a los 40 exploradores más grandes de la historia, junto a Marco Polo, Cristóbal Colón, Magallanes, Admunsen, Mao Tsé Tung, Amelia Earhart y Neil Armstrong, entre otros.
En el 2007, el viaje de Emilio Scotto entró en la lista de los 50 viajes más grandes de los últimos 1000 años. Ese mismo año Scotto publica su primer libro, THE LONGEST RIDE, My 10 Year 500,000 Mile Motorcycle Journey. Las excelentes críticas que recibe el libro lo colocan como best seller de su editorial, y con 4 ½ estrellas de las posibles 5 en Amazon.

En el 2009, el viaje de Scotto entró en el libro Ripley’s, Créalo o No. Y, actualmente, Hollywood sigue estudiando la posibilidad de llevar su vida a la pantalla grande.
Foto: Emilio Scotto y el actor Antonio Banderas.

Esta es una conferencia importante para aquellos que quieran emprender proyectos y necesiten un impulso. Es la atrapante historia de una de las más importantes odiseas de determinación del siglo XX, y también es una inspiradora llamada a la libertad del ser humano para que se transformen en aventureros de los desafíos del nuevo milenio. La extraordinaria historia de Emilio Scotto ha sido tallada de una niñes sin posibilidades que él transformó en un triunfo histórico. Sus logros son un poderoso testimonio a su actitud de ir fabricando soluciones, aun sin medios, para llegar a su meta final. Es una saga de coraje y determinación invencible.
Al escuchar y ver en imagen el impresionante viaje alrededor del mundo de Emilio Scotto, cada uno volverá con la convicción profunda de que, lo más importante, es intentarlo.


Contacto: emilio@emilioscotto.com

Sitio Oficial de Emilio Scotto en Internet: http://www.emilioscotto.com/
Click aquí para leer a Emilio Scotto en español.        

Entrevista radial lograda por Fernando Del Rincón y Horacio Cambeiro en Radio WMRA 106.7 Romance FM de Miami, Florida (EEUU.).

(Parte1/2) Emilio Scotto Récord Mundial Libro Guinness como "Viaje en motocicleta mas largo del mundo"



(Parte 2/2) Emilio Scotto Récord Mundial Libro Guinness como "Viaje en motocicleta mas largo del mundo"


EMILIO SCOTTO (centro), motociclista Récord Guinness que recorrió la Tierra y dió la vuelta al mundo 2 veces, nuestro invitado especial en "Paparazzi Radio Sensacional" por Romance 106.7 FM en Miami (USA). De izquierda a derecha: DJ Zona, Fernando Del Rincón, Emilio Scotto, Alejandra Gutierrez Oraa y Horacio Cambeiro, autor de éste blog.




Portada del libro "The Longest Ride" de Emilio Scotto.
Click aquí para conseguir ésta fantástica obra.