martes, 16 de noviembre de 2010

Finalmente, los Beatles llegan a los Itunes de Apple

Los Beatles parecen estar listos para que su música esté, por primera vez, en el negocio iTunes de entretenimiento digital, que es líder en la industria. Se espera que Apple, que es la empresa que está detrás del iPod y el iPhone, lo anuncie el martes y así marque el final de las controversias entre esta y la banda con mayores ventas de la historia.
Paul McCartney, Ringo Starr y las viudas de John Lennon y George Harrison fueron los personajes más ilustres que presentaron resistencias a la era de la música digital, que vio cómo el valor de las grabaciones caía estrepitosamente del pico alcanzado durante la época del disco compacto.
Se espera que la banda, que hasta 1987 también se resistió a grabar sus temas en discos compactos, vea el aumento de las ventas en uno de los catálogos más duraderos del mundo.
Quienes integran la industria de la música dudan de que los iTunes puedan, por sí solos, generar la repercusión de los relanzamientos pasados de su música, pero si hubiera un acuerdo entre Apple y los Beatles, podría quedar el camino despejado para la creación de artículos con presentaciones exclusivas, por caso, dispositivos con marca Beatles que vengan cargados con los temas de la banda.
Algunos de los derechos de autor de las primeras grabaciones de los Beatles perderán la protección legal a fines de 2012, o sea, cincuenta años después del lanzamiento de Love Me Do. Los intentos que hubo para ganar más con ese catálogo antes de esa fecha generaron ventas de discos compactos de los Beatles por decenas de millones, que podrían enviarse a las computadoras, los iPods, los iPhones y otros dispositivos para música digital.
Un lanzamiento de iTunes podría significar buenas noticias para EMI, que tiene los derechos de las grabaciones de los Beatles, y a su endeudado socio, el grupo Guy Hand’s Terra Firma, cuyas negociaciones con el Citigroup respecto del futuro de la disquera están en un punto muerto, tras el fracaso del litigio que inició contra ese banco.
En agosto, el propietario de EMI afirmó que había vendido más de 13 millones de álbumes remasterizados de los Beatles desde que, en septiembre de 2009, lanzó los 13 discos ingleses en mono y estéreo, y así la banda fue la que más vendió en el último ejercicio e hizo que los ingresos por facturación subieran en un 6,5%, en un mercado que iba a la baja.
Un acuerdo por las iTunes también impulsaría a Sony ATV, que es la joint venture de la industria de la música constituida entre el grupo japonés de electrónica, Sony, y el acervo hereditario de Michael Jackson, que administra los derechos de la letra y música de doscientos cincuenta y un temas de los Beatles.
Sony ATV alentó a los Beatles vivos, a Yoko Ono y a Olivia Harrison a que permitieran que se usara el catálogo en el programa de descubrimiento de talentos American Idol, en el video juego Rock Band, en el espectáculo del Cirque du Soleil y en un musical de Broadway.
Un aviso burlón, colocado en el sitio de Apple, causó conmoción entre las expectativas de que el negocio digital de esa empresa hiciera un anuncio vinculado con la música. El aviso decía: “Mañana es otro día que nunca olvidarán. Vuelva a visitarnos mañana, para ver un anuncio sobre las iTunes, que genera entusiasmo”.
En la industria, se desestimaron las conjeturas de que Apple podría anuncia un servicio de transmisión al punto (streaming), sumamente esperado, que le permitiría a los usuarios acceder a una selección ilimitada de pistas a cambio del pago de una cuota, en vez de abonar por cada descarga que se haga. Se dijo que los grandes nombres discográficos aún tenían que acordar los plazos de las licencias que Apple precisaría para proveer semejante servicio.
Apple Corps, que es el sello discográfico de los Beatles, litigó por las marcas registradas interminablemente contra Apple y sostuvo que el fabricante de computadoras se había obligado en 1991 a abstenerse de usar la marca Apple en todo lo vinculado con contenidos musicales. El negocio de iTunes abrió sus puertas hace más de siete años.
Este verano, Ono indicó a Reuters que Steve Jobs, el CEO de Apple, era “brillante, (pero) hay algo que no nos gusta, como personas. Por eso nos reservamos”.
EMI y Sony ATV se abstuvieron de formular comentarios.