lunes, 29 de noviembre de 2010

George Harrison: Mi vida sin vos (a 9 años de su muerte)

El 29 de noviembre de 2001 George Harrison perdía la batalla que desde hacía cuatro años libraba contra el cáncer. Su muerte conmocionó al mundo que reconoció de manera unánime la enorme aportación que el guitarrista de los Beatles hizo a la historia de la música a pesar de su carácter tranquilo y reflexivo, tan alejado de la exuberante personalidad de sus compañeros John Lennon y Paul McCartney.
El más joven de los Beatles había nacido, como sus tres compañeros, en Liverpool, el 25 de febrero de 1943, en el seno de una familia católica de origen irlandés que le inscribió en la misma escuela de Dovedale Road, cerca de Penny Lane, a la que acudía John Lennon. A los 11 años consiguió ingresar en la Escuela de Bellas Artes de Liverpool, allí conoció al joven Paul McCartney y también allí le compraría a un compañero su primera guitarra, una Egmond por la que pagó 3 libras con 10 chelines.
Juanto a su hermano Peter y otro amigo formó con catorce años su primer grupo, The Rebels. Poco después, Paul Cartney le escuchó tocar la guitarra en un autobús y le propuso unirse a The Quarrymen, el grupo en el que él tocaba y que había fundado su amigo John Lennon. Se formaba así el germen del que, en poco tiempo, se convertiría en el grupo más famoso de la historia.
Harrison compuso su primera canción "Don't Bother Me" en 1963. El tema se incluyó en el álbum With the Beatles y con él demostró, tanto a sus compañeros como al resto del mundo, que no sólo era un gran guitarrista y vocalista que, sin embargo, no volvería a incluir sus canciones en los discos de los Beatles hasta la publicación de Help! En el que se incluyeron dos temas suyos, "I Need You" y "You Like Me Too Much".
En 1964, durante el rodaje de la película “A Hard Day's Night”, Harrison conoció a la que dos años después se convertiría en su esposa, la modelo británica Pattie Boyd. El matrimonio funcionó felizmente durante tres años, pero a finales de los sesenta Eric Clapton se enamoró de Pattie y llegó a dedicarle uno de sus más famosos temas "Layla". Poco después pattie decidió abandonar a George para irse con Clapton , aunque sin embargo, esto no afectó a la amistad de los dos guitarristas. De hecho, cuando Erci Clapton y Pattie Boyd contrajeron matrimonio en 1979, George Harrison tocó en su boda junto a sus ex compañeros Paul McCartney y Ringo Starr.
En 1965, su música, así como su carácter reservado e introvertido, conocerían un punto de inflexión cuando el entonces guitarrista de The Byrds, David Crosby, le introdujo en la cultura india a través de la música del gran maestro del sitar Ravi Shankar, cuyo arte fascinó y dejó marcado para siempre al de Liverpool que comenzó a experimentar con el instrumento y a incluir por primera vez aires indios en la música de los Beatles con el "Norwegian Wood (This Bird Has Flown)" del álbum Rubber Soul.
Su interés por la cultura hindú fue en aumento. Tomó clases de sitar, se dedicó a estudiar la filosofía hindú y su concepto de la reencarnación y en 1966 visitó la India junto a su entonces mujer, Pattie. A su vuelta de Asia conoció a Maharishi Mahesh Yogi que se convertiría en su director espiritual y a quien presentaría a sus compañeros de los Beatles junto a los que en 1968 volvería a la India para ejercitarse en la meditación transcendental en la localidad de Rishikesh.
Un año después, produjo un single titulado "Hare Krishna Mantra" que interpretaron los fieles del templo Radha-Krishna de Londres y entraría en contacto con Bhaktivedanta Swami Prabhupada, fundador de la Sociedad Internacional para la Conciencia de Krishna, lo que le llevaría a profundizar en las tradiciones y ritos del Hare Krishn.
En el plano profesional, desde mediados de los sesenta, la creatividad musical de George Harrison experimentó un espectacular desarrollo con temas como "If I Needed Someone", "Think For Yourself", "Taxman", "Within You Without You", "Old Brown Shoe", "I Need You", "While My Guitar Gently Weeps", "Something" o "Here Comes the Sun", que dejaron bien a las claras su indiscutible genialidad.
En 1969 las diferencias entre los miembros del grupo hicieron evidente el hecho de que los Beatles no podían continuar juntos. Tras el lanzamiento del último álbum que grabaron juntos, “Abbey Road”, Lennon ya había decidido que abandonaría definitivamente el grupo, pero consintió en no hacerlo público hasta resolver los temas financieros pendientes entre sus cuatro componentes. Finalmente, el 10 de abril de 1970 millones de jóvenes en todo el mundo se echaban a llorar. Aquel día Paul McCartney anunciaba oficialmente la separación los Beatles. Entre todos la mataron y ella sola se murió. La música perdió una formación irrepetible. Murió el grupo y el mito se hizo eterno.